Anécdotas locas de Shaquille O'Neal: “Me gasté unos 70.000 dólares en una noche”

El exjugador cuenta entre risas su mayor locura. Gastó tanto que American Express pensó que le habían robado la tarjeta

Las anécdotas protagonizadas por Shaquille O'Neal parecen interminales. La última que ha salido a la luz la ha contado el cuatro veces campeón de la NBA a HBO. El episodio se produjo el 6 de febrero de 2008, cuando se oficializó su traspaso de Miami a Phoenix. Aquel día, cuando el jugador llegó a su nueva casa, se encontró con que esta estaba vacía. Como el mismo reconoce, su impaciencia le llevó a cometer una locura.

"Soy muy impaciente. Me mandaron a Phoenix y me dijeron que tenían mi piso nuevo listo, pero no había nada cuando llegué. No había toallas, no había tarteras, no había sartenes... No había ni televisiones". Fue entonces cuando Shaquille se fue a los grandes almacenes Walmart y se gastó 70.000 dólares en una sola compra: "Hice el mayor gasto de la historia de Walmart. Me lo confirmó su CEO. Me gasté unos 70.000 dólares de golpe una noche. Gasté tanto que American Express pensó que me habían robado la tarjeta. Es verídico".

El norteamericano recordó entre risas que hicieron falta dos camiones para trasladar todo lo que había comprado, un lote que incluía hasta ropa interior. La excéntrica personalidad de Shaquille le ha llevado a protagonizar numerosas anécdotas durante sus 19 años en la NBA. Además, el que fuera jugador de seis equipos diferentes, también destacó dentro de la cancha. El gigante de Newark logró tres anillos con los Lakers y uno con los Heat.