Argentina a un paso de su regreso al grupo mundial de Copa Davis

08.04.2018

El campeón de la edición 2016 de la Davis, volvió a ganar (luego de dos series) y en setiembre se jugará su regreso al Grupo Mundial 2019.

Nada está exento de sufrimiento para el equipo argentino de Copa Davis. Esta vez, el elenco dirigido por Daniel Orsanic sufrió pero pudo conseguir su objetivo: derrotó a Chile en San Juan 3-2 y se ganó el derecho de jugar el repechaje en setiembre, ante un rival que se conocerá el miércoles próximo en el sorteo que la Federación Internacional de Tenis (ITF) efectuará en Londres.

En el quinto punto, Guido Pella venció a Christian Garín por 6-3 y 7-6(3) y le dio el triunfo al equipo argentino sobre su par chileno, en una jornada que no había arrancado de la mejor manera en San Juan con la derrota del dobles, pero que luego Diego Schwartzman comenzó a enderezar al ganarle a Nicolás Jarry en el cuarto punto. Con la serie igualada 2-2, la definición se estiró al máximo.

La victoria del bahiense fue festejada casi como un título. Después de perder la categoría el año pasado, este triunfo representa la chance de poder volver al círculo de privilegio en 2019. Para ello habrá que ganar el repechaje, pero al menos ya se dio un paso fundamental.

El partido decisivo mostró a un renovado Pella respecto del que había jugado horas antes el dobles. Más seguro y con más convicción, sacó adelante el partido ante un Garín que se plantó firme, como el viernes ante Schwartzman.

En el primer turno, en el dobles Guido Pella, que al final consiguió el punto del éxito en el último single, y Máximo González no pudieron y cayeron en tres sets ante Jarry y Podlipnik. Fue 6-7, 7-5 y 6-3.

El bahiense y "Machi" pelearon durante casi tres horas antes de caer ante la pareja chilena en el estadio Aldo Cantoni, frente a unas 5.000 personas que colmaron la capacidad del coqueto escenario sanjuanino.

El primer set fue positivo para la dupla argentina por una pequeña diferencia que consiguió en el tie break, punto al que llegaron con muchísima paridad, compartiendo aciertos y errores por ambos lados.

Pella y González cargaron el juego sobre Jarry, quien hasta ese momento estuvo muy impreciso, y se llevaron el tie break luego de haber salvado dos sets points en contra, primero con una tremenda devolución de Pella (8-7) y luego con un error no forzado de Podlipnik (9-7).

En el segundo parcial Argentina levantó un 4-1 en contra y emparejó el partido, pero finalmente lo perdió ya que González cedió dos veces su servicio, la primera para 1-3 y la segunda para el 5-7 que terminó inclinando la balanza para el lado de los chilenos.

Tras el 1-1, Pella entró en un nerviosismo general, que fue determinante para la derrota. Perdió el saque y quedaron abajo 4-2.

Chile, con la ventaja, lo manejó con mucho aplomo y se puso 5-3 para cerrar el punto recién en el segundo match point con el que contó.

Por eso, en el cuarto punto de la serie, Diego Schwartzman (15º del mundo) estaba obligado a vencer a Jarry para estirar la definición hasta el final.

Con un escenario complicado salió a jugar el "Peque" y no falló, ya que lo hizo con mucha concentración desde el inicio y construyó de a poco su victoria.

Schwartzman, con un tenis ofensivo y precisión en la devolución, se puso 4-0 arriba en el marcador en apenas 13 minutos. Sin embargo, el "Peque" frenó su envión y el chileno, que había ganado el dobles un rato antes, reaccionó y se puso a tiro 3-4 con un quiebre de servicio.

El Peque no perdió la línea, retomó su plan inicial y se llevó el parcial por 6-4 ante la locura del público, que no cesaba en su aliento.

En el segundo parcial, el chileno ajustó su derecha y le dio réditos, ya que todo lo que antes tiraba afuera comenzó a ir adentro y así quebró al argentino y se adelantó 3-1 y luego estiró a 4-1.

El argentino, quien había superado al chileno dos veces este año, en Río de Janeiro y Miami, volvió a su idea, igualó 4-4 y no falló a la hora de definir, así la eliminatoria se trasladó a un quinto punto. Y lo demás ya es historia conocida.

Hubo fiesta en San Juan, porque el triunfo quedó en casa y ahora a esperar el rival para el repechaje, serie que le puede permitir a nuestro país retornar después de un tiempo al Grupo Mundial de la Copa Davis.