Revuelta popular contra los extranjeros en Chemnitz, este de Alemania

28.08.2018

Un hombre de 35 años murió después de una trifulca en un bar durante las fiestas populares

Un grupo de personas abandonan el lugar de la trifulca en Chemnitz, Alemania - AFP

El ambiente caldeado contra los extranjeros y el discurso xenófobo que desde el Bundestag sigue expandiendo el partido anti europeo Alternativa para Alemania (AfD) se han materializado este fin de semana en Chemnitz, una ciudad de unos 250.000 habitantes del este de Alemania que celebraba sus fiestas en paz hasta que un hombre de 35 años perdió la vida en una trifulca de bar.

Los hechos al respecto no han sido todavía aclarados por la policía, que solo informó que en la pelea habían participado personas de diversas nacionalidades. Eso se tradujo en las redes sociales como que el alemán había muerto a manos de extranjeros refugiados y en cuestión de pocas horas se produjeron masivas manifestaciones en el centro de la ciudad en las que los manifestantes, a su paso, atacaron violentamente a varios viandantes de aspecto extranjero.

La alcaldesa de la ciudad, Barbara Ludwig, ha cancelado el resto de las fiestas. "Cuando veo lo que ha pasado en esta ciudad a lo largo del domingo, sencillamente ¡es horroroso!", ha dicho Ludwig, "el hecho de que sea posible que las personas se encuentren, acumulen y destruyan un festival de la ciudad, corran por las calles y agredan y amenacen a la gente, de verdad es terrible".

Según informan medios locales, como la cadena de televisión pública MDR, la primera llamada a presenciarse en el centro de la ciudad a las 15:00 horas la realizó a través de internet el partido AfD y reunió a unas cien personas que protestaron de forma pacífica. Cuando había de finalizar esa protesta, los asistentes no se fueron a casa, sino que se incorporaron a otra que había convocado por su parte el grupo ultra de fútbol Caotik Chemnitz. En esa segunda reunión, según la policía, participaron unas 800 personas que, pasada media hora, "comenzaron a superar el perímetro, a ignorar las instrucciones de los agentes de policía y se pusieron en marcha por las calles del centro".

Los manifestantes iban gritando "Wir sind das Volk", la histórica proclama de las protestas ciudadanas contra el régimen comunista de la RDA. También coreaban "Chemnitz es nuestra ciudad". Varios ciudadanos de aspecto extranjero que encontraron a su paso fueron agredidos o amenazados. La policía de Chemnitz, sin recursos suficientes para controlar la situación, pidió refuerzos a Dresde y Leipzig. Según ha informado este lunes un portavoz policial, están siendo tramitadas cuatro demandas: dos por agresión, una por amenazas y otra por destrozo de mobiliario público y resistencia a la autoridad.

De la trifulca que dio origen a las protestas solo se sabe que además del alemán muerto hubo dos alemanes de 33 y 38 años heridos graves y hospitalizados. Fue una pelea con chuchillos y hay dos jóvenes detenidos de 22 y 23 años sobre cuya nacionalidad la fiscalía no desea dar detalles. Algunos testigos han comentado que todo comenzó por una disputa verbal precedida por acoso a mujeres, aunque la policía, desbordada por los acontecimientos, no pudo el domingo completar las primeras instancias de la investigación y no ha informado todavía al respecto.