INTERNACIONALES


Jonathan Pollard, el espía más prolífico de la historia israelí nacido en Texas y condenado a cadena perpetua hace 35 años, queda libre para viajar a Tel Aviv