Vettel cada día más cerca del adiós a la F1

Tras las negativas de Mercedes, Red Bull y Aston Martin, al alemán, de 32 años, sólo parece quedarle la opción de Renault.

El 24 de septiembre de 1993, tras los primeros entrenamientos libres del GP de Portugal, Alain Prost convocó una rueda de prensa para gran sorpresa de los periodistas. "Hace un mes tomé la decisión de mi retirada. Quiero dejarlo en la cima", adelantó el francés, que sólo días más tarde redondearía en Estoril su cuarto título mundial. A los 38 años, Prost parecía tan cansado de la Fórmula 1 como ahora Sebastian Vettel, otro tetracampeón mundial, seis años más joven. Una semana después de su adiós a Ferrari, las incógnitas sobre el futuro de Vettel salpican la actualidad del Gran Circo.

"Si me preguntan por su futuro sólo puedo decir que es un apasionado de este deporte. Querrá volver, aunque también deberá pensar algunas cosas", adelantó el domingo Mattia Binotto, jefe de Vettel en la Scuderia, sin ofrecer más detalles sobre los verdaderos motivos que pueden guiar al alemán, cuyo sueldo anual se acercaba a los 25 millones de euros.

Las actuales perspectivas de la Fórmula 1, sumida en una profunda crisis económica, hacen inviable un contrato similar para Vettel, que deberá recortar sus pretensiones si pretende disputar el Mundial 2021. El bajón de su rendimiento en la pista, especialmente en comparación con su dominante etapa en Red Bull, también suscita dudas entre los interesados.

"Sin sitio para dos machos alfa"

Renault parece la única opción viable para Seb, que aspira a ocupar la vacante dejada tras la marcha de Daniel Ricciardo a McLaren. Una apuesta a todo o nada para Ciryl Abiteboul, jefe del equipo, cuyo porvenir se antoja aún más oscuro tras la llegada de Luca di Meo a la cúpula de la marca del rombo.

Vettel, que cumplirá 33 años el 3 de julio, se ha topado de bruces con varios portazos en las últimas semanas. Uno de los más dolorosos ha llegado en boca de Christian Horner, su antiguo jefe en Red Bull, entregado ahora a la voluntad de Max Verstappen. "No sería lo más adecuado contar con dos machos alfa en el mismo garaje", reitera el británico.

"Una buena historia de márketing"

Otro viejo amigo de Vettel como Toto Wolff tampoco ha podido ofrecerle más que palabras huecas. "Un piloto alemán en un coche alemán sería una buena historia de márketing", adelantó el líder de Mercedes, que ni siquiera parece dispuesto a ofrecer una oportunidad en Aston Martin, el equipo donde también cuenta con un importante pellizco accionarial. "Sería una opción interesante, pero preferimos exprimir a nuestros actuales pilotos", avanzó Otmar Szafnauer, que dirigirá el proyecto en 2021.

"Vettel no se encuentra entre las prioridades de nuestra agenda", ratificó Wolff, más pendiente de promocionar a George Russell, su gran debilidad, cedido en Williams desde 2019. El carisma de este joven talento, como el de Lando Norris en McLaren, contrasta con la aparente abulia de un Vettel cada día más resignado al adiós.